Famosos y sus manías

Todos tenemos nuestras manías, pero algunas estrellas destacan, además de por sus dotes interpretativas, por sus manías y peticiones. Ahí van algunos rumores que circulan por el ciberespacio:

Jeremy Irons, maniático de la limpieza, se apropió del carrito de un limpiador y empezó a hacer su trabajo mientras esperaba en un aeropuerto.

Nicole Kidman no permite que los que trabajan con ella le miren a los ojos.

Megan Fox tiene pánico a los aviones y solo monta en ellos si lleva música de Britney Spears en su iPod.

Jennifer Lopez lleva siempre sus propias sábanas al hotel donde se hospede, porque no puede dormir con telas hechas con menos de 250 hilos.

Eva Longoria también lo pasa mal en los aviones. Por eso siempre lleva en su bolso de mano varias figuras de vírgenes y santos, que además son su souvenir preferido.

Jim Carrey envía semanalmente a su perro a un masajista especializado en terapias caninas para que le liberen el estrés acumulado.

Woody Allen tiene cierta obsesión con enfermar, se toma la temperatura cada dos horas. También duerme con los zapatos puestos.

Mel Gibson no come pollo porque asegura que le hace crecer el vello corporal.

Winona Ryder es tan escrupulosa que no sale de casa sin la vajilla, porque le da mucho asco usar los cubiertos que usa todo el mundo.

Marilyn Monroe tenía pánico a la oscuridad y siempre se acostada con la luz encendida.

John Travolta nunca usa dos veces la misma camiseta.

Jack Nicholson no rueda si juegan Los Angeles Lakers, equipo al que sigue.

Sean Connery exige rodar cerca de campos de golf.

Errol Flyn pidió ser enterrado junto con 6 botellas de vodka.

Julia Roberts solo bebe leche de soja y se baña en agua mineral.

Esta entrada fue publicada en General y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *